Caballo de Troya; Random House apuesta por las nuevas voces

Las grandes casas editoriales suelen dedicarse a publicar a autores ya consagrados, mientras que las independientes, estatales o universitarias, se dan la apertura de probar con voces nuevas; sin embargo, no suelen contar con la difusión de los grandes consorcios. Ante este panorama, donde escritores emergentes encuentran obstáculos para llegar a los lectores, Penguin Random House lanza en México un nuevo sello editorial que combina los beneficios de ambas: Caballo de Troya.

En entrevista con Romeo Tello, editor responsable del nuevo sello, cuenta los objetivos y planes: “La intención del sello es una que nos gusta mucho, intentar combinar las virtudes y las bondades que puede tener una editorial independiente, como apostar por autores más arriesgados, diferentes, que no encajen directamente en el canon literario habitual; pero al mismo tiempo, desde Penguin como grupo grande, podremos ofrecer a los autores una distribución a librerías y una promoción que no tendrían en una editorial independiente. Entonces, nos gusta mucho el espíritu más innovador y arriesgado, y la figura que le podemos dar desde un grupo editorial grande”.

Caballo de Troya ha funcionado por más de una década en España. Desde 2004 ha descubierto propuestas interesantes de autores jóvenes, como a las escritoras Elvira Navarro y Lolita Bosch, quienes después de publicar con este sello, continuaron escribiendo y publicando para otros sellos, como en Alfaguara. Ésta es también una de las apuestas del nuevo sello editorial, pues busca que futuramente estos autores novedosos, continúen su carrera literaria en su casa editorial.

“Damos a conocerlos (a los autores) a los lectores, porque es algo que las editoriales han dejado de lado, porque es tanta la presión comercial que no hay tanta oportunidad de apostarle a una nueva voz, a un escritor que apenas va empezando y que hay que acompañarlo. Esa tarea se le está dejando únicamente a las editoriales estatales o independientes, y por supuesto que cumplen una labor muy importante en el mercado editorial que no tienen necesariamente todo el empuje que nosotros podemos tener”.

Explorar nuevas voces y dar la oportunidad a nuevos escritores, principalmente nacionales, aunque no cierran puertas a extranjeros, son los objetivos principales de Caballo de Troya. Además, todo su catálogo también estará disponible en versión digital y en los mismos puntos de venta que otros sellos de la casa.

Los primeros libros

Para el lanzamiento del sello editorial en México, Rodrigo Castillo, editor invitado, seleccionó cuatro novelas diversas entre sí: “El emisario o la lección de los animales”, de Alejandro Vázquez Ortiz; “Mi abuelo y el dictador”, de César Tejeda; “Algunas margaritas y sus fantasmas”, de Paulette Jonguitud, y “Matagatos” de Aníbal Sánchez.

“La idea es publicar alrededor de cuatro a seis libros al año. Y también tiene una modalidad interesante, la idea es trabajar cada año con editores diferentes, invitados, que sea el encargado de hacer la selección, una especie de curaduría a los libros. Esto le dará un toque especial, porque así, los libros saldrán con el respaldo de este editor invitado. El próximo año será Emiliano Monje”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Unable to load the Are You a Human PlayThru™. Please contact the site owner to report the problem.