Hallan restos del palacio de Axayácatl y una casa de Cortés

Restos del palacio del emperador mexica Axayácatl y de una casa construida por órdenes del conquistador Hernán Cortés fueron descubiertos bajo los pisos del Nacional Monte de Piedad, uno de los edificios más emblemáticos del Centro Histórico de la Ciudad de México, ubicado frente al costado poniente de la Catedral Metropolitana.

El hallazgo se hizo como parte de los trabajos que desde hace dos décadas –aprovechando las obras de rehabilitación en la casa matriz de esa institución– realizan allí expertos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), encabezados por Raúl Barrera Rodríguez y José María García Guerrero, responsable y colaborador del Programa de Arqueología Urbana (PAU), de forma respectiva.

Así lo dio a conocer este lunes la Secretaría de Cultura (SC) federal en un comunicado, en el cual recuerda que dentro de los muros de las Casas Viejas de Axayácatl acaecieron algunos de los episodios más decisivos de la conquista de México-Tenochtitlan, como haber sido la morada de la comitiva de Cortés a su llegada al corazón de la capital azteca y el lugar de la muerte del tlatoani Moctezuma Xocoyotzin, posiblemente, el 29 de junio de 1520.

El personal del PAU efectuó el salvamento arqueológico entre los primeros días de septiembre de 2017 y mediados de agosto de 2018, concentrándose en el patio principal y un cuarto adyacente, tras una inspección con motivo de trabajos emprendidos en la mitad norte del inmueble histórico. El proyecto continúa en la fase de investigación.

Las excavaciones permitieron el hallazgo de pisos de lajas de basalto, los cuales debieron integrar parte de un espacio abierto, probablemente un patio, del Palacio de Axayácatl, gobernante que dirigió los destinos de Tenochtitlan entre 1469 y 1481.

Asimismo, del periodo virreinal temprano (1521-1620 dC) se registraron los restos de una de las primeras casas construidas por los españoles. Ese espacio, el cual habitó Cortés por algunos años, también sería la sede del primer Cabildo de la Nueva España (hacia 1525) y del Marquesado del Valle de Oaxaca, concedido al conquistador cuatro años después. Las casas y el extenso terreno se convirtieron en propiedad del Sacro Monte de Piedad en 1836.

Los pormenores de estos recientes descubrimientos fueron compartidos por Raúl Barrera y su colaborador José María Rico en una entrevista realizada por la SC como parte de su programa Contigo en la Distancia.

A decir de los especialistas, los vestigios de la época virreinal indican que corresponden a materiales reutilizados de las Casas Viejas de aquel emperador tenochca, que al igual que otras estructuras del recinto sagrado de Tenochtitlan fueron destruidas por los españoles y sus aliados indígenas, casi hasta sus cimientos.

Como ejemplo de esto último, mencionaron que, empotrados en la fachada de la esquina interior sureste del cuarto colonial, se detectaron dos sillares prehispánicos trabajados en altorrelieve que representan una serpiente emplumada (Quetzalcóatl) y un tocado de plumas, los cuales debieron pertenecer a un panel del Palacio de Axayácatl. Así también, se registró otra escultura mexica con el glifo que simboliza el tianquiztli o mercado, que formaba parte de un fuste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Unable to load the Are You a Human PlayThru™. Please contact the site owner to report the problem.